Lily Konigsberg – Lily We Need To Talk Now

Lily Konigsberg se ha convertido en una de las artistas más interesantes de la actualidad. Además de en una de las más prolíficas, porque, más allá de su carrera en solitario, cuenta con un buen número de proyectos paralelos. Además, de lo más variados. Porque entre ellos encontramos el punk arty de Palberta, el pop de My Idea, o el synth-pop de Lily and Horn Horse. Una variedad que también aparece en la extensa discografía que tiene bajo su nombre. Algo que pudimos comprobar en ‘The Best of Lily Konigsberg Right Now’, la recopilación que editó la pasada primavera. Y algo que, más o menos, también se puede apreciar en el que es su álbum de debut oficial.

‘Lily We Need To Talk Now’ es uno de los discos más entretenidos que he escuchado este año. En parte, porque apenas dura 24 minutos, y en parte porque la artista neoyorquina nos deja una estupenda colección de canciones de puro pop. Además, lo ha hecho muy bien, ya que, a pesar de presentar unas cuantas formas diferentes de ver ese pop, es un disco de lo más coherente. Sobre todo, porque le ha dado prioridad a sacar el lado más melódico de cada canción, y hay Konigsberg no falla.

Hasta ahora, lo que predominaba en su carrera, era el indie-pop más guitarrero. Y de eso hay varias muestras en este trabajo. La primera es la estupenda “That’s The Way I Like It”, en la que la tira del lado más new-wave y se acerca a los Strokes. Un sonido que también aparece en “Proud Home”, un curioso tema inspirado en el “Stacy’s Mom” de Fountains of Wayne. Solo que visto desde la perspectiva del personaje de Stacy. Pero ojo, que también es capaz de endurecer su sonido y entregar una “Bad Boy” en la que las guitarras no pueden sonar más sucias. O de acelerarse e irse hacia el jangle-pop en “True”.

Lo bueno es que, entre todo ese indie-pop de guitarras, encontramos otro tipo de canciones. Tenemos la deliciosa “Sweet Forever”, en la que se acerca a ese pop un tanto más meloso que triunfó en los noventa -me viene a la cabeza Natalie Imbruglia-. Pero también una “Alone” que se mete de lleno en la pista de baile. Además, de forma espectacular, porque no puede ser más contagiosa. Incluso en esa “Don’t Be Lazy With Me” coronada por unos sintetizadores de lo más ambientales, consigue salir triunfante.

Lily We Need To Talk Now’ funciona perfectamente como álbum de debut, porque llena coherencia su propuesta, que hay que reconocer que, hasta ahora, era un poco destartalada.

7,8

3 comentarios

  1. yellowsnow77 · noviembre 2

    mediafire.com/file/hqbyba22461ll2n/LK.zip/file

  2. Victor Manuel · noviembre 19

    Brillante disco sin duda ¡Mil gracias!

  3. Pingback: My Idea – Cry Mfer | Don't Eat The Yellow Snow

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s