Math And Physics Club – Our Hearts Beat Out Loud

math-and-physics-club-our-heart-beats-out-loud

No hay final de año en el que no termine dando un repaso a esos discos que se me han escapado. Discos que por una cosa u otra no han transcendido demasiado, y te fijas en ellos porque los ves en alguna de las listas de lo mejor del año. Uno de ellos es el tercer trabajo de la banda de Seattle Math And Physics Club. No sé si os acordáis de ellos, pero tuvieron pequeño éxito en 2010 con el estupendo tema Jimmy Had A Polaroid, y la verdad es que no pasaron de ahí. Son una de esas bandas que viven para el indie-pop y que van completamente a lo suyo, sin fijarse en modas pasajeras de las que nadie se acordará en unos años. Ellos se dedican a crear sus temas llenos de melodías deliciosas y pegadizos estribillos, y la verdad es que lo hacen muy bien.

math

También es cierto que Our Hearts Beat Out Loud no ha tenido mucho tiempo para despegar, ya que salió a la venta hace apenas un mes, y ya sabéis lo que pasa cuando un disco se edita a finales de año. Pero bueno, para eso estamos aquí, para que este trabajo no caiga en el olvido. La verdad, seria muy injusto que esta media hora de puro pop pase desapercibida.

Our Hearts Beat Out Loud es uno de esos discos que en un principio no destacan demasiado, de hecho, tras una primera escucha, cuesta quedarse con una canción. Vamos, que no tiene un tema instantáneo que se te mete en la cabeza a las primeras de cambio. Por el contrario, es un trabajo más compacto al que se le va pillando el gusto tras las sucesivas escuchas. Ahí es cuando puedes apreciar que la delicadeza de canciones como We Won’t Keep Secrets, Tied To A Stone (precioso estribillo) o Thank God I Met You, merece mucho la pena. Como también lo merece su particular homenaje a The Cure (We’re Not Lost) o su parte más clásica, en la que pueden recordar a The Housemartins (I Know It’s Over). Pero si me tengo que quedar con un par de canciones, esas son Long Drag, que sin duda alguna, es el hit del disco (no me extraña que sea el primer single), y la grandiosa That’s What Love Is.

Ya sabes, si te gusta el buen pop, no dejas pasar de largo este disco. Merece mucho la pena.

7,6

Mogwai – Rave Tapes

mogwai_rave_tapes-500x500

Llevo una semana escuchando el nuevo disco de Mogwai casi sin cesar, y no termino de pillarle el punto. Tras más de una veintena de escuchas, he conseguido que algunas canciones me parezcan notables, pero el disco entero se me hace muy cuesta arriba. Es una pena, ya que con su anterior trabajo habían recuperado el pulso a una carrera que estaba un tanto apagada. Y es que hay que reconocer, que desde el maravilloso Rock Action, han estado de lo más irregulares, y repetitivos. Eso es un poco lo que pasa con este Rave Tapes, donde encontramos rastros de su genialidad, pero que en conjunto se hace un tanto bola.

131028-mogwai-remurdered-rave-tapes

No sé si en este octavo trabajo han querido plasmar esa pasión por las bandas sonoras que les llevo a poner música al documental sobre Zidane, o para la serie de televisión francesa Les Revenants, pero desde luego, lo parece. Están de lo más calmados, y les cuesta pisar el pedal de distorsión una barbaridad (tan solo lo hacen en Hexon Bogon y Master Card). Esto tampoco quiere decir mucho, ya que últimamente se han decantado por estos paisajes sonoros más tranquilos, y han dejado de lado parte de la rabia de su juventud. Eso sí, han conseguido sacar un sonido excelente. Supongo que la producción de Paul Savage, el que fuera batería de The Delgados (¡Qué buenos eran!), ha tenido algo que ver con esto, ya que les produjo su primer trabajo y el anterior.

Resulta curioso comprobar como Mogwai se han ido volviendo más electrónicos a lo largo de los años, como los teclados han ido tomado el protagonismo en su música. Este trabajo está lleno de esos teclados y, en algunos casos, como en Remurdered, se convierten en el actor principal. En esta canción, que bien podríamos dividir en dos partes, se sacan de la manga un teclado analógico, que casa de maravilla con sus guitarras distorsionadas. Es de lo mejor del disco, sin duda. Aunque no llega al nivel de The Lord Is Out of Control, donde tiran de la épica, para crear una canción preciosa. Aunque, lamentablemente, también vuelven a sacar a paseo el vocoder. Pero bueno, se lo perdonamos por su estupendo vídeo.

Otra de las sensaciones que he tenido con este disco, es que hay algunos momentos en los que parece que se están copiando a sí mismos. El mejor ejemplo de esto es Simon Ferocious, donde intentan hacer una segunda parte de Rano Pano, pero sin éxito. Y es que, como ya he dicho antes, desde hace unos años, se repiten bastante. Esto no está mal si logras dar con la colección de canciones adecuada (ahí está Hardcore Will Never Die, But You Will para demostrarlo), pero cuando solo aciertas en unas cuantas ocasiones, el conjunto se queda cojo. Y eso es lo que les ha pasado con Rave Tapes.

6,9

Okkervil River – Golden Opportunities 3

Okkervil-River-Golden-Opportunities-3-608x604

Decía el líder de Okkervil River que su último trabajo estaba influenciado por la música que había escuchado en su adolescencia, en plena década de los ochenta. Desde luego, no le faltaba razón, ya que había temas que casi parecían compuestos por el Bruce Springsteen más ochentero (del de Hungry Heart). Pero bueno, por si no estaba suficientemente claro, ahora regalan este Ep con versiones de canciones de aquella década. Forma parte de su colección de Golden Opportunities, y ya van por el tercer volumen, que a mi juicio, me parece el mas interesante.

La selección de artistas es de lo más variopinta (como todo en aquella década), y encontramos típico One Hit Wonder (Wang Chung), a la estrella con unos cuantos hits (Cindy Lauper) o a al clásico que triunfo en las listas de ventas (George Benson). Les ha quedado un Ep de lo más apañado, y consiguen llevar los temas a su terreno. El mejor ejemplo es el Money Changes Everything, un tema de la banda de rock The Brains que popularizo Cindy Lauper allá por el 83. Le han dado ese toque de rock de estadio que ya encontrábamos en su último trabajo, y les ha quedado muy chula. También está curiosa la revisión del Dance Hall Days de Wang Chung, todo un éxito de aquellos años. Aunque la versión más irreconocible es la de The End of Innoncence de Don Henley, que se creyó Phil Collins y saco un tema de lo más comercial y melancólico. Aquí hacen una revisión totalmente desnuda, que nos deja ver que en el fondo era un buen tema.

Curioso y notable.

7,4

 

Recomendaciones en Streaming: Murciano Total Demos-2012-2013

murcianototaldemos

Estoy un poco perezoso con el blog en estos últimos días del año (tampoco tengo mucho tiempo para actualizarlo), pero no quería dejar pasar la oportunidad de hablar de Murciano Total. Este dúo me tiene loco desde hace un par de semanas, y no he parado de escucharlo a todas horas. Su electrónica de andar por casa engancha que a las primeras de cambio, y en este Demos 2012-2013 hay una buena cantidad de hits.

Murciano Total se formaron en la Navidad de 2011, cuando grabaron una felicitación navideña en forma de villancico. Lo que empezó como una anécdota, se convirtió en un todo un proyecto, y durante estos dos últimos años han ido subiendo nuevas canciones, junto con sus lyric-videos, a YouTube. Unas canciones que ahora recopilado y, editado, el sello barcelonés El Genio Equivocado. Si tiramos un poco de las etiquetas, los podríamos meter en una que fuera indietronica lo-fi, aunque también tienen algo de la nueva psicodelia que practican Youth Lagoon, por poner un ejemplo. Y es que ellos lo hacen todo en su casa, pero han conseguido sacar un sonido espectacular con muy pocos medios. Y eso ya es un punto a favor. Pero vayamos con las canciones, que son lo importante.

Antes decía que el disco tiene una gran cantidad de hits, y no exageraba. Solo hay que escuchar la primera parte, donde nos encontramos con joyas como El Espejo (si este tema no te dice nada a la primera, es que algo malo te pasa), la muy psicodélica El Internacional y la Mala Racha (con ese silbido tan pegadizo y melancólico) o esa joya épica llamada El Principe Oscura de Fortuna, que va subiendo de intensidad, y te deja a cuadros. Pero también saben llevar temas ajenos a su terreno, y eso los que hacen con su particular versión de Bandera Blanca de Franco Battiato. Es una auténtica maravilla.

Quizá la segunda parte están un poco menos inspirados, pero también encontramos temas muy notables. Entre ellos están El Rey Caníbal, la deliciosa La Fábrica las Guapas, la muy ochentas Soy Amigo de las Flores o La Parranda, donde llaman a su amigo J (Los Planetas), y sacan las guitarras distorsionadas a paseo. Eso sí, siempre con el deja andaluz de del líder de la banda granadina. Además, para acabar nos dejan Pastores Venid, el villancico con el que empezó todo.

Un grupo a seguir, sin duda.

The Notwist – Close To The Glass

The-Notwist-Close-To-The-Glass-608x608
Supongo que todos los grupos quieren crear un disco que se convierta en un clásico, en uno de esos trabajos que son una referencia dentro de un estilo en concreto. Neon Golden, el sexto disco de los alemanes The Notwist, podría entrar en esta categoría. Aquél álbum de 2002 se convirtió en uno de los discos míticos de aquello que se llamó indietronica. De hecho, yo diría que en el que más, junto con el de The Postal Service, y alguno de Lali Puna (otro de los grupos de uno de los miembros de The Notwist). Esto puede ser un inconveniente para la carrera de una banda, ya que siempre está el reto de superarlo y, por supuesto, The Notwist no lo han hecho. Eso sí, sacaron un siguiente trabajo notable, y ahora vuelven a repetir con este último.

Después de sacar Neon Golden, dejaron pasar seis años hasta su siguiente trabajo, un tiempo que repiten entre The Devil, You + Me y este Close to the Glass. Digamos que no son muy prolíficos a la hora de componer temas nuevos, y un nuevo trabajo suyo siempre es una buena noticia. Sobre todo si tiene unas cuantas canciones sobresalientes

The-Notwist
Los alemanes han vuelto un tanto más experimentales que en otras ocasiones, y por momentos parece que quieren dejar de lado todo lo relacionado con la indietronica. Pero en muchos casos no pueden evitarlo, y nos dejan un par de joyitas de este palo como From One Wrong Palce to the Next y Run Run Run. A lo mejor también se podría meter en este apartado al tema que da título al álbum, pero es un tanto más extraño y frío. De todas formas, curiosamente, cuando están mejor es cuando dejan la electrónica de lado y cogen las guitarras. Tanto en la muy pop Kong, que es todo un himno indie-pop, como en Seven Hour Drive, donde tiran a lo bestia de My Bloody Valentine, aciertan de pleno. Tampoco es algo que nos sorprenda mucho, ya que empezaron su carrera dándole duro a las seis cuerdas. Incluso en aquel Neon Golden había un tema absolutamente pop como One With The Freaks. Lo que sí es sorprendente es Casino, una dulce balada folkie que es una absoluta delicia. O Steppin’In, otra preciosa balada con bien de instrumentación de viento.

Quizá se les ha ido la mano con la duración de los últimos dos temas, sobre todo con Lineri, pero en conjunto, es un trabajo notable, y un digno sucesor de sus dos últimos discos. Y eso ya es mucho.

7,7

Toy – Join The Dots

toy-join-the-dots-500x502

Terminado el repaso a lo mejor del año, ya toca ir con novedades jugosas. Una de ellas es el nuevo trabajo de Toy, que han decidido sacarlo a la venta esta semana. Un error por su parte, ya que entre tanta lista, el lanzamiento pasa un tanto desapercibido.

La banda londinense sigue a su rollo, y nos dejan la continuación perfecta a su álbum de debut: el shoegaze contenido, el krautrock o la psicodelia siguen siendo lo más importante para este joven grupo. Desde luego, no hay razón para que no lo sea, ya que se les da muy bien lo de revisitar este tipo de géneros. Aunque sí es cierto que en este Join the Dots han bajado un poco las revoluciones y la contundencia de las guitarras.

toy band 2

El disco se abre con un espeso instrumental llamado Conductor. Siete minutos al servicio un hipnótico y repetitivo ritmo, con algún sobresalto guitarrero. Funciona bien como introducción al mismo, y nos prepara para lo que viene después, que nos otra cosa que el pop psicodélico de You Won’t Be the Same y As We Turn. A las dos les encuentro pros y contras; de la primera me gusta su estribillo y su melodía, pero suena un tanto apagada. Todo lo contrario que la segunda, pero claro, a este le falta el estribillo molón. Una fusión de las dos sería lo ideal. Y eso es lo que encontramos en el tema que da título al álbum. Join the Dots reúne sus mejores bazas y las condensa en siete espectaculares minutos. Una joya que deberías añadir a la lista de las canciones de este año (lástima que haya salido demasiado tarde).

Tras la intensidad de Join the Dots, cuesta encontrar una canción que este al nivel, pero hay cosas muy interesantes. Una de ellas es Endlessly, que les devuelve de una forma muy acertada a su faceta más pop. Tampoco están nada mal la contundente I’ts Been So Long y Left to Wander, donde juegan a ser una banda dream-pop, y no les sienta nada mal. Pero son los diez minutos de Fall Out of Love, los que vuelven a elevar el listón del disco. Es una canción divida en dos, con una primera parte centrada en el pop, y una segunda instrumental y ruidosa, que cierra el álbum de una forma espectacular.

Un segundo trabajo notable, coherente y con varios temazos.

7,6

Cinco Eps de 2013

El repaso a los Eps es lo que más me gusta de todas estas listas de final de año. Este formato suele ser el gran olvidado, y muchas veces hay autenticas joyas que merecen la pena ser recordadas. Generalmente, es la colección de canciones entre álbum y álbum, pero hay grupos a los que esta forma de editar temas le sientan muy bien, ya que con un Lp terminan saturando (el de Beast Coast es el caso más evidente). Otras veces es una buena carta de presentación antes de sacar un esperado debut (ahí están los CHVRCHES). Y por último, también suele ser el formato de las bandas con menos presupuesto, ya que menos canciones supone menos tiempo en el estudio.

Como siempre, he seleccionado cinco entre unos cuantos que están en el blog. No, entre ellos no se encuentra el de los Pixies.

chvrches recover

CHVRCHES – Recover Ep

The-Fresh-And-Onlys-Soothsayer-608x608

The Fresh & Onlys – Soothsayer Ep

dean_wareham_-_emancipated_hearts_sm_1_31

Dean Wareham – Emancipated Hearts Ep

Best-Coast-Fade-Away

Beast Coast – Fade Away Ep

houndsd

HOUNDSds – Conduct Ep